En esencia, el Tribunal Supremo considera abusivas aquellas cláusulas suelo en las que no haya habido suficiente transparencia a la hora de informar al consumidor. Es una sentencia larga y compleja que en estos momentos está estudiando con detenimiento nuestro equipo jurídico para extraer todas sus conclusiones.

Acceso a la sentencia

Junio 2013